‘1899’: REVIEW (TEMPORADA 1)

REVIEW: 1899 – Temporada 1.

Mucho -muchísimo- ha llovido desde aquel diciembre de 2017 en el que Netflix estrenaba Dark, su primera serie original de producción alemana y una de las ficciones más populares de la plataforma durante su época de expansión global definitiva. Entre otras muchas cosas, esta saga familiar con toques sobrenaturales y ciencia ficción ambientada en una ciudad alemana donde la desaparición de dos niños pequeños expuso las complejas relaciones entre cuatro familias, sirvió para que el público internacional conociera a Baran bo Odar y Jantje Friese, sus aclamados creadores y guionistas. Tal y como suele ocurrir en estos casos, desde el gigante del streaming no tardaron en atar su continuidad, lo que supuso el posterior encargo de 1899, su segundo proyecto televisivo, el cual, por fin, tras un larguísimo proceso de producción, se estrena el jueves 17 de noviembre.

Una de sus principales atracciones es el hecho de que la ficción ha sido grabada en un set de rodaje virtual completamente nuevo que ha sido construido a medida. Se trata del estudio de tecnología LED más grande de este tipo en Europa, un estudio que permite capturar una cantidad significativa de planos con complejos efectos visuales a partir de decorados y localizaciones virtuales creados con tecnología habitual en los videojuegos. Una auténtica barbaridad y el enésimo ejemplo de que este drama histórico va mucho más allá que su primer proyecto. Hablamos de una producción europea a gran escala que reúne a actores y actrices de múltiples países de todo el mundo. Un set tan pionero como increíble, un reparto multitudinario lleno de gente con ganas de demostrar su talento, y una ambiciosa puesta en escena que no dejará indiferente a nadie. Sin hablar (aún) de su trama y la forma en la que esta se desarrolla, una de las historias más «locas» que recuerdo…

1899-1
1899 (NETFLIX).

La serie narra la tumultuosa odisea de los pasajeros y la tripulación de un vapor que transporta emigrantes a América. Pese a que sus procedencias y orígenes no podrían ser más distintas, nuestros protagonistas tienen mucho más en común de lo que nunca hubieran imaginado; empezando por las esperanzas y los sueños para el nuevo siglo y su futuro en el extranjero y una necesidad casi desesperada por dejar atrás los perturbadores fantasmas de sus respectivos pasados. El mero hecho de haber podido subir al Kerberos es la gran oportunidad de sus vidas, ya sea para escapar, para empezar desde cero, o ambas.

De la misma forma que sus guionistas dejan claro desde el primer momento que todos los miembros de su extenso elenco principal son  igual de relevantes y merecedores de tener el mismo tiempo en pantalla para explorar sus historias, estos también establecen enseguida que Maura Franklin (Emily Beecham), una mujer de origen misterioso, atormentada por la reciente pérdida de su hermano, que incluso empieza a cuestionarse su propia cordura; y Eyk Larsen (Andreas Pietschmann), el capitán del barco, un experimentado marinero alemán aficionado al alcohol con más de un oscuro secreto; son los auténticos protagonistas y motores de la trama que nos están contando. Junto a ellos, Clémence (Mathilde Ollivier) y Lucient (Jonas Bloquet), una pareja francesa ahogada en un matrimonio de conveniencia; la glamourosa burguesa, también de origen galo, Virginia (Rosalie Craig); Ángel (Miguel Bernardeau) y Ramiro (José Pimentão), hermanos pese a no tener apenas nada en común; la bella y siempre discreta Ling Yi (Isabella Wei) y su inseparable asistenta (Gabby Wong); el trío de hermanos daneses formado por Tove (Clara Rosager), Krester (Lucas Lynggaard Tønnesen) y la pequeña Nina (Cloé Heinrich), los cuales viajan en la clase más baja junto a los extremistas religiosos de sus padres; y el personaje más enigmático de todos, Daniel (Aneurin Barnard). Y estos son solo algunos de los protagonistas. En el barco viajan cerca de 1.500 pasajeros, sin contar tripulación, carboneros y demás empleados. A veces puede resultar algo complicado situarse, pero con el paso de los capítulos es fácil familiarizarse con las caras y roles de cada uno.

El largo viaje que no iba a ser mucho más que una constante lucha de egos, clases y vanidades varias se trunca del todo cuando descubren otro barco de emigrantes a la deriva en alta mar, el Prometheus, un buque de la misma compañía que el Kerberos que había desaparecido de forma inexplicable meses atrás. Lo que se encuentran a bordo transformará su travesía a la tierra prometida en una pesadilla terrorífica.

1899-2
1899 (NETFLIX).

Este es el punto de partida de una serie oscura, sorprendente y retorcida que cuenta con todo lo necesario para triunfar. La verdad es que la imaginación de sus creadores me parece fascinante. Desde el primer momento empieza a desarrollar una densa mitología llena de simbología y pistas ocultas en la que nadie es lo que parece y cualquier historia desafía lo que consideramos como real. Todo el mundo huye de algo y ese es uno de sus ejes principales. Tener a tantos personajes de realidades y pasados tan distintos da muchísimo juego, y lo aprovechan siempre que pueden. Todo puede pasar en esta serie, literalmente cualquier cosa imaginable.

Más allá de su ambición, otro de sus alicientes es el hecho de que cada personaje/grupo de personajes habla en su propio idioma. Eso también le da un punto realista y multi-cultural que no todo el mundo es capaz de usar en su favor. Para producciones como esta se han inventado los subtítulos. ‘1899’ es muy rica y tiene muchas cosas que explorar, siempre partiendo de las convicciones morales y/o culturales de cada uno de sus personajes. Yo he podido ver seis de los ocho episodios que forman su primera temporada y no podría estar más satisfecho con lo visto. Es cierto que en algún momento puntual parece atascarse con alguna de sus múltiples tramas, pero, en general, todo fluye perfectamente a una velocidad casi vertiginosa. Siempre está pasando algo y las revelaciones siempre generan nuevas preguntas. Drama, miedo, suspense e incluso algunas pinceladas de terror psicológico son solo algunas de las muchas cosas que la serie tiene que ofrecer. Es imposible que deje a nadie indiferente. Una de las mejores producciones originales de Netflix de los últimos tiempos.

NOTA (CAPÍTULOS DEL 1 AL 6): 8.4/10

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.