‘THE SERPENT’: REVIEW

REVIEW: The Serpent – Temporada 1.

Tras coronarse este invierno con todos los méritos como el primer gran drama del año de la televisión británica, The Serpent llega este viernes a Netflix como una de las novedades más interesantes de la plataforma para este mes de abril 2021.

Basada en hechos reales, la miniserie cuenta la historia de uno de los grandes criminales y asesinos en serie de las últimas décadas, Charles Sobhraj. Camuflado como un traficante de piedras preciosas, él y su novia, Marie-Andrée Leclerc, recorrieron Tailandia, Nepal y la India perpetrando una ola de crímenes en el «Sendero hippie» asiático y se convirtieron en los principales sospechosos de una serie de asesinatos de jóvenes viajeros occidentales. Con el paso de los años, Sobhraj se acabó convirtiendo en el hombre más buscado por la Interpol, con órdenes de arresto en varios continentes. Tahar Rahim, recién nominado al Globo de Oro por su papel en The Mauritanian (2021), interpreta a dicho personaje mientras que Jenna Coleman (Doctor Who) es la responsable de encarnar a su pareja. La mini, compuesta de ocho capítulos, viene de la mano de Richard Warlow y Toby Finlay (Ripper Street) y ha sido dirigida por Tom Shankland (Les Misérables) y Hans Herbots (Riviera).

THESERPENT1
The Serpent (BBC One / Netflix).

Narrada a través de una acertada combinación de distintas líneas temporales en cada episodio, su historia arranca en 1975, concretamente en Hong Kong. Nuestro protagonista, conocido por aquel entonces como Alain Gautier, y su chica, la previamente mencionada Marie-Andrée Leclerc, conocen a una joven pareja holandesa a la cual invitan a viajar con ellos a Bangkok, ofreciéndoles la posibilidad de quedarse unos días en su apartamento. Nada, ni siquiera su primer encuentro fue casual, pero ellos no lo sabían. Una vez llegados a suelo tailandés y con la inestimable ayuda de su siempre fiel e inseparable colaborador Ajay (Amesh Edireweera), Sobhraj continuaba con su manipulación. Detrás de su confidente sonrisa se escondía un plan diabólico que se acabaría convirtiendo en su modus operandi habitual, una estrategia que se cobraría una larga lista de vida hasta el día de su detención. Primero les envenenaba para luego ofrecerse desinteresadamente a curarlos y cuidar de ellos hasta que se reponieran. De ahí nacía un sentimiento de gratitud hacía su persona por parte de las víctimas de turno, un sentimiento que Sobhraj aprovechaba para darles la estocada final en el momento menos pensado; les robaba todo lo que tenían para posteriormente matarlos, haciéndose así no sólo con su dinero y bienes, sino también con sus respectivos pasaportes, los cuales falsificaba para poder seguir viajando libremente por el mundo junto a Marie sin levantar ningún tipo de sospecha. Un plan perfecto. Al fin y al cabo, ¿Quién iba a echar de menos a dos jóvenes mochileros? O eso es lo que él pensaba…

Aunque no fue consciente de ello hasta mucho más tarde, su plan de vida empezó a truncarse en el momento en el que Herman Knippenberg (Billy Howle), un joven diplomático de la Embajada de los Países Bajos en Bangkok, entró por casualidad en su compleja red criminal. Pese a los complicados obstáculos que le salían al paso y a la constante negativa de sus superiores a darle carta blanca para investigar el caso, este decidió que no descansaría hasta averiguar que fue lo qué ocurrió realmente con esa pareja desaparecida. La investigación se acabó convirtiendo en una obsesión casi enfermiza con un alto precio final a pagar. La serie no es sólo una excelente exploración de la retorcida mente de Sobhraj y de todos los espeluznantes crímenes que cometió, sino que también sirve como un potente drama criminal que examina los entresijos de un complejo caso a gran escala y la realidad de aquellos que hicieron posible que Sobhraj y Marie acabarán entre rejas. Con la ayuda de su esposa, Angela (Ellie Bamber), la colaboración de la policía de diversos países, y el valor que tuvieron dos de los testigos más relevantes de toda aquella maquiavélica manipulación. Ellos, empezando por Knippenberg, son esos héroes que demasiadas veces quedan en la sombra. Esas personas anónimas que lo dieron todo para hacer del mundo un lugar más seguro, en este caso para los jóvenes viajeros que sólo querían vivir una aventura por el globo.

THESERPENT2
The Serpent (BBC One / Netflix).

Mientras que el talento de Jenna Coleman es conocido de sobras por todo el panorama internacional, Tahar Rahim ha sido todo un descubrimiento. Al menos para mi. El actor nacido francés está espectacular en esta serie, mismo caso que todos sus compañeros de reparto. Contar con actuaciones de este nivel es un auténtico regalo para el espectador. En cuanto a la serie en sí, The Serpent es una de las mejores producciones que he visto recientemente, un ejemplo más de que la ficción británica está en un momento espectacular. Te atrapa enseguida a través de su oscura y perturbadora trama. Personalmente no conocía la historia de Charles Sobhraj. A partir de ahora difícilmente voy a olvidarla. Una de esas series imprescindibles.

NOTA DE LA TEMPORADA: 8.5/10

MVP: Tahar Rahim (Charles Sobhraj).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .